,

Herramientas para atraer al público

Fama y prestigio (un buen nombre) son virtudes que se presuponen en un candidato. Quinto Tulio Cicerón también se las atribuía a su hermano mayor: “Que muchos te consideren un arribista queda, en cierto modo, compensado por tu reputación de buen orador: la elocuencia da siempre prestigio y la gente pensará que no será mal cónsul quién es el abogado preferido de los consulares. Siendo esa la causa de tu fama y posición actual, debes estar siempre listo para preparar cada defensa como si el veredicto fuera a depender sólo de tu habilidad y poder de convicción; procura, pues, tener siempre ensayados nuevos argumentos”. 

Aquí aportamos unas cuantas herramientas para convertirte en el mejor orador, siguiendo las recomendaciones de Tulio Cicerón, para que las uses en tus intervenciones públicas, cada vez que tengas que hacer un discurso o desees cautivar a tu audiencia. Son sencillas y puedes ponerlas en práctica en nuestros talleres de entrenamiento y formación de Medialuna: 

Storytelling 

  • Planteamiento, nudo, desenlace. 
  • Hemos crecido con historias.  
  • Recuerda: debe haber una moraleja (nuestro mensaje).  

Humor 

  • Para captar la atención y acercarse a la audiencia 
  • Eso sí: “El humor es caviar, no lo extienda como la mermelada” (Oscar Wilde) 

Anécdotas 

  • Para reforzar los mensajes.  
  • Estimulan la curiosidad. 
  • Obama es un claro ejemplo de cómo incorpora sus vivencias personales y recuerdos familiares en sus discursos. 

Repeticiones 

  • Técnica eficaz. 
  • Cuidado con abusar, que puede resultar aburrido: diga lo mismo, pero de formas distintas.  

Citas 

  • Deje que sea otro quien refuerce sus mensajes.  
  • Como dijo Mies Van der Rohes“Menos es más” 

Otros trucos 

  • El principio y el final de las intervenciones son clave: comience su discurso de forma impactante. ¿Quién no se acuerda de grandes comienzos?:  
  • “En un lugar de la Mancha, de cuyo nombre no quiero acordarme, no ha mucho tiempo que vivía un hidalgo de los de lanza en astillero…” (El Quijote). 
  • “Muchos años después, frente al pelotón de fusilamiento, el coronel Aureliano Buendía habría de recordar aquella tarde remota en que su padre lo llevó a conocer el hielo” (Cien Años de Soledad). 
  • Provoque a la audiencia: “¿Quieren seguir perdiendo clientes?” 
  • Enfatice sus intervenciones: “Enhorabuena. Si están aquí es porque conocen la importancia de la formación…”.  

Sin comentarios

Añadir un comentario

,